EducacIoN ActuaL

Bienvenidos sean todas y todos a este espacio creado para el intercambio informativo y pedagógico.Pocoyo

Buscar este blog

Cargando...

miércoles, 17 de agosto de 2011

Mi hijo tiene Déficit de Atención/Hiperactividad? Cómo saberlo?


 El TDAH (Trastorno por Déficit de Atención/Hiperactividad) es un trastorno neurobiológico que se diagnostica en la infancia (aunque pueda persistir en la vida adulta) y que se caracteriza por presentar síntomas de hiperactividad (movimiento continuo y superior a lo esperado para la edad y desarrollo del niño), dificultades de atención e impulsividad (actúan sin pensar). Se consideró "trastorno neurobiológico" porque su causa fundamental es un funcionamiento erróneo de algunas zonas del cerebro, sin ninguna malformación asociada y que puede ser tratado.
    La hiperactividad de los niños es considerada como normal, cuando se produce dentro de una etapa de la vida entre los dos o tres años. El que un niño sea inquieto no tiene nada que ver con esta sintomatología . La falta de atención y la inquietud constante del niño o niña son síntomas, que por lo general los padres comentan al médico de atención primaria, con frecuencia alertados por sus educadores.
   El diagnóstico será dado por un especialista (neurólogo). Según el Manual Diagnóstico y Estadístico de Trastornos Mentales de la Sociedad Americana de Psiquiatría: DSM IV, existen ciertos síntomas, que si son presentados en  el niño o niña ( mínimo 6 de estos síntomas) representa un alerta para que los padres puedan llevar a sus hijos a los especialistas. A continuación los señalamos:

     Síntomas de Desatención:
  • A menudo no presta atención a los detalles, tiene errores por descuido y el trabajo escolar suele ser sucio o desordenado.
  • Tiene dificultades para mantener la atención , incluso en los juegos.
  • A menudo, parece no escuchar cuando se le habla directamente, parece tener la mente en otro lugar o como si no oyera.
  • No finaliza sus tareas escolares, pasa de una actividad a otra sin terminar la anterior. No sigue instrucciones, ni órdenes.
  • Dificultad para organizar las tareas y actividades.
  • Evitan situaciones que exigen dedicación personal y concentración (por ejemplo: tareas de papel y lápiz)
  • A menudo extravía objetos necesarios para tareas o actividades y suelen tratarlos sin cuidado (por ejemplo: juguetes, cuadernos, ejercicios escolares)
  • Son olvidadizos en sus tareas
  • Se distraen con facilidad ante estímulos irrelevantes, pueden dejar de hacer las tareas que están haciendo por atender ruidos o hechos triviales que son ignorados por los demás.
     Síntomas de Hiperactividad: 
  •  Suele mover en exceso manos y pies y se retuerce en su asiento.
  • A menudo abandona su asiento en clase o no es capaz de estar sentado cuando debe.
  • Corre, salta en situaciones en las que resulta inadecuado hacerlo.
  • Experimenta dificultades para jugar tranquilamente o dedicarse a actividades de ocio.
  • Parece estar siempre en marcha, como si tuviera un motor.
  • A menudo habla excesivamente.
  • Dan respuestas precipitadas, antes de que las preguntas se acaben de formular.
  • Puede tener dificultades para aguardar su turno en cualquier situación
  • También suele entrometerse o entorpecer los asuntos de los demás, tocan cosas que no deben, hacen payasadas.
      Síntomas que presentan en su proceso de aprendizaje:
  • Variabilidad: Son niños que tienen amplias variaciones en sus respuestas, son los típicos niños de los que se dice"puede hacerlo porque ayer realizó perfectamente la tarea y hoy es un desastre"
  • Retraso Psicomotor: Que varia desde la simple torpeza motriz , hasta "dispraxias" importantes. Es decir problemas en las nociones de su esquema corporal, del tiempo y del espacio, Dificultades que se agudizan cuando tiene que realizar algo con ritmo.
  • Trastornos del Lenguaje: De tipo expresivo, con vocabulario limitado y dificultades a la hora de expresarse. Problemas en el área de la lectura. Dislexia.
  • Dificultades en la grafía: En la escritura disgrafía y disortografía, porque existe poca coordinación entre lo que ve y el movimiento manual, es decir, suelen presentar incoordinación visomotriz. Su escritura es torpe, con tachones, desordenada, su ortografía con múltiples faltas y confusiones.
      Tratamientos:
  1. Farmacológico: A designar por su psiquiatra. Cada caso es similar pero con distintas particularidades.
  2. Psicopedagógico: Familia-Profesor-Terapeuta
   
   Extraido de estudio realizado por Isabel Menéndez Benavente, Psicóloga por la Universidad Autónoma de Madrid. 
       



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada